ATENCIÓN FARMACÉUTICA

4º MUNDO.

Este formato gestiona las ayudas al paciente de forma individualizada, con seguimiento a todo el proceso, desde que el paciente se ponen en contacto con el trabajador social, hasta el momento de dispensación de los medicamentos.
El paciente con unas determinadas necesidades económico-sociales se pone en contacto con alguna entidad de “acción social”, privada (Asociación) o pública (Servicios Sociales de Ayuntamientos y/o CCAA).
En el caso de que sea se produzca alguna alteración de salud, es derivado al médico, que atiende al paciente prescribiéndole los tratamientos necesarios para la alteración que presente. El paciente se vuelve a poner en contacto con la entidad inicial para exponerle que no puede hacer frente a los tratamientos. Automáticamente es derivado a Farmacéuticos Sin Fronteras que evalúa los casos en función de una serie de parámetros establecidos previamente y dados por el Trabajador Social.
En el caso de aceptación del caso, entra a formar parte del programa hasta fin de tratamiento, siendo seguido su caso por la comisión interna de F.S.F.E que incluye a los farmacéuticos de la farmacia donde se realice la dispensación farmacéutica, y que está en contacto permanente con la entidad social que deriva el caso y a su vez con el médico del paciente.